EL CONTENDOR POR LA FE

Dedicatoria:



A la Revista Evangélica homónima que se publicó entre los años 1924 al1993. A sus Directores y Redactores a quienes no conocí personalmente, pero de quienes tomé las banderas, para tratar de seguir con humildad el camino de servir a Dios trazado en la revista durante casi 70 años.



sábado, 14 de febrero de 2015

EL “PARAGUAS ESPIRITUAL” DE BENNY HINN y su “unción”


Por El Contendor

 

Voy a omitir el comentar algunos párrafos, para ir al punto de más interés.
Dice Richie Pugliese:

 

<<Usted necesita subirse a la ola del Espíritu.
………………………………………………………………………………………………

………………………………………………………………………………………………

Subirse a la ola no significa ir detrás de la moda espiritual del momento sino principalmente significa “saber lo que Dios está haciendo para luego ponerse bajo la nube de gloria”. Implica el consultarle a Dios para saber qué clase de unción necesitamos para cumplir lo que él nos ha encargado de hacer.

Si usted es un ministro y está orando para un mayor caudal de milagros y señales, decidirá que necesita la unción de Milagros y señales; si está orando para financiar los proyectos evangelísticos  y hacer actividades públicas, masivas, decidirá que necesita la unción de riqueza.>>

 E.C.:

La “Nube de la Gloria”, “El Peso de la Gloria”, “La manifestación de la Gloria” etc. son frases recurrentes utilizadas por los falsos apóstoles y falsos profetas como Carlos “Cash” Luna, Guillermo Maldonado, y el mismo “pastor” Richie Pugliese, entre muchos otros, todos alumnos de Benny Hinn. Esta figura, tomada del Antiguo Testamento, se refiere a la nube que acompañaba al pueblo de Israel en su travesía por el desierto:

 

Éxo 14:19  Y el ángel de Dios que iba delante del campamento de Israel, se apartó e iba en pos de ellos; y asimismo la columna de nube que iba delante de ellos se apartó y se puso a sus espaldas,

Éxo 14:20  e iba entre el campamento de los egipcios y el campamento de Israel; y era nube y tinieblas para aquéllos, y alumbraba a Israel de noche, y en toda aquella noche nunca se acercaron los unos a los otros.

 

Es muy frecuente para los falsos maestros, “profetas” y/o “apóstoles” emplear ciertas figuras del Antiguo Testamento para respaldar sus falsas enseñanzas y crear el clima esotérico para que sus ritos fraudulentos sean más creíbles.

 

La nube de la Gloria, para el pueblo de Israel en el desierto, era la expresión visible de la presencia de Dios.

En el Nuevo Testamento, luego de Pentecostés, la presencia de Dios se manifiesta en cada cristiano nacido de nuevo por la Presencia del Espíritu Santo, y su manifestación visible es el testimonio que da el cambio de vida y cómo cumplimos con “las buenas obras que Dios ha preparado de antemano” para que nosotros las llevemos a cabo.

Efesios 2:10 Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas.

Está muy claro que no necesitamos consultarle a Dios que “clase  de unción necesitamos” para cumplir con Su voluntad pues:

Filipenses 1:6  estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo.

Esto nos demuestra que no necesitamos pedir NINGUNA “UNCIÓN” DE RIQUEZA para cumplir con cualquier buena obra que el Señor nos haya preparado para realizar.

Dios no tiene un banco destinado a “financiar proyectos evangelísticos”.

Él se encargará de proveer los medios necesarios para que podamos llevarla a buen fin; sólo debemos pedir la guía del Espíritu Santo, que mora en nosotros, sin tener que recurrir a ninguna nube ni a ninguna unción.

 

Continúa Richie Pugliese diciendo:

 

<<“Usted necesita ubicarse debajo del “paraguas espiritual”

Es probable que usted se esté preguntando: ¿qué significa el “principio del paraguas espiritual”?

Lo explicaré con un ejemplo práctico: El mundialmente conocido predicador Benny Hinn contó una vez en uno de sus seminarios de enseñanza acerca de lo que es el paraguas espiritual.

……………………………………………………………………………………………….

……………………………………………………………………………………………….

Aquellos que se habían ido de su ministerio [el de Benny Hinn] creyendo que tenían “la unción para sanar”, se equivocaron pues no se dieron cuenta que la gente se sanaba no era por la oración y unción de ellos sino porque ellos estaban sirviendo bajo el “paraguas espiritual” de un ministerio que tenía la unción de sanidad.

La unción que corría por el ministerio de Benny Hinn, les daba a ellos la capacidad de sanar a otros. Mientras estuvieran bajo la cobertura o el paraguas espiritual del ministerio de Benny Hinn ellos iban a ser utilizados en la sanidad, pero si se iban, esa unción para sanar no fluiría a través de ellos.

Amados, el principio del paraguas espiritual consiste en alinearse con un ministerio que tenga la misma unción que nosotros estamos buscando para que se derrame en nuestras vidas y ministerios.

En el relato de la historia de Elías y Eliseo vemos este principio. Si usted lee el relato va a ver que Eliseo estaba interesado en tener la misma unción que Elías pero al doble. El estaba subido a “la ola” de lo que hacía Elías, por eso lo seguía por todos lados y le servía hasta que en un momento determinado le pidió la doble unción de la que Elías tenía. Era una petición arriesgada, pero al estar Eliseo bajo el paraguas o influencia espiritual, recibió la doble unción del Espíritu Santo. >>

 

E.C.:

Si el lector es un cristiano nacido de nuevo, leerá con asombro, con pasmo, lo escrito por Richie Pugliese en los párrafos que anteceden. Allí se habla de “subirse a la ola del espíritu”, “ubicarse debajo del paraguas espiritual”, “la unción que fluye a través de alguien”, “pedir la doble unción”, “el paraguas espiritual de Elias”,“la doble unción del Espíritu Santo”.

NADA DE ESTO SE PUEDE ENCONTRAR EN LA BIBLIA.

Y si hay algo que se le parezca pero que está totalmente adulterado en su significado:

2Reyes 2:9  Cuando habían pasado, Elías dijo a Eliseo: Pide lo que quieras que haga por ti, antes que yo sea quitado de ti. Y dijo Eliseo: Te ruego que una doble porción de tu espíritu sea sobre mí.

2Reyes 2:10  Él le dijo: Cosa difícil has pedido. Si me vieres cuando fuere quitado de ti, te será hecho así; más si no, no.

 

Para poner al descubierto la falaz interpretación de Pugliese y de otros como él que usan ese pasaje bíblico adaptándolo a la medida de sus espurios propósitos, transcribiré algunos párrafos  un estudio de JACK FLEMING el Nº 172 de “ESTUDIOS MARANATHA”.

 

Como puede observar, el vocablo "espíritu" aparece con letra minúscula, a diferencia cuando en el mismo capítulo dice en el versículo 16 "Y dijeron: He aquí hay con tus siervos cincuenta varones fuertes; vayan ahora y busquen a tu señor; quizá lo ha levantado el Espíritu de Jehová".

Los traductores de la Biblia han establecido esa diferencia para distinguir entre el Espíritu Santo, que por ser parte de la trinidad de Dios, lo escriben con mayúscula. No así cuando se hace referencia al espíritu del hombre como parte integrante de su naturaleza

………………………………………………………………………………………..

 

En Israel "una doble porción" era la porción que por herencia le correspondía al hijo primogénito, sobre todas las posesiones de su padre y los derechos sucesorios que como cabeza de familia le pertenecían.

Lo que estamos leyendo en 2Ry.2: 9 es parte del "testamento" que Elías está legando a Eliseo, el cual se había criado desde su niñez junto a Elías a quién amaba como un padre.

Eran los tiempos cuando al no haberse aún terminado de escribir toda la revelación de Dios al hombre a través de la Biblia, Dios se comunicaba y transmitía su voluntad por medio de los profetas, quienes vivían de forma muy austera y desprovisto de las riquezas de este mundo. Algo muy distinto a lo que vemos en aquellos que hoy falsamente se autodenominan "profetas de Dios".

----------------------------------------------------------------------------

Aclaro este tema, porque tengo antecedentes que este versículo ha sido brutalmente manipulado por los comerciantes de la fe, para montar todo ese espectáculo que los carismáticos han levantado, pretendiendo apoyarse en este versículo sacado de su contexto.

En este pasaje de ninguna manera está hablando del Espíritu Santo, por este motivo "espíritu" aparece con letra minúscula. Y no podría tener esa aplicación antojadiza por varias razones.

Primero, porque corresponde a otra dispensación, cuando aún no descendía ese Espíritu Santo que llegó durante la festividad de Pentecostés en los días de los apóstoles para los cristianos.

Segundo, porque Dios no reparte Su Espíritu por medida Jn. 3:34 "Porque el que Dios envió, las palabras de Dios habla; pues Dios no da el Espíritu por medida".

Esto significa que no nos entregará el día de nuestra conversión una parte y posteriormente una segunda porción. Cuando la Biblia habla de la llenura del Espíritu Santo, se refiere a esa condición del creyente que se entrega plenamente a la conducción del Espíritu, que mora en cada uno de los hijos de Dios desde el día en que nació de nuevo.

Todo creyente que ha pasado por esa experiencia íntima y personal de entregar su corazón al Señor, tiene el Espíritu Santo, y no podría ser de otro modo, porque el Espíritu Santo es quien nos llevó a los pies del Señor y nos dio vida en Cristo.

…………………………………………………………………………………..

Ese Espíritu Santo que mora en TODOS los hijos de Dios, puede ser frenado por nuestra carnalidad o llegar a llenar nuestras vidas, cuando nos dejamos conducir por Él. Pero de ninguna manera Dios nos entregará posteriormente a nuestro nuevo nacimiento, una "doble unción" o hasta una "triple unción" como enseñan los carismáticos.

El Señor jamás ha usado a esos charlatanes que montan todo un espectáculo para impresionar a sus multitudes atribuyéndose poderes especiales, porque Dios no usa ningún instrumento humano para ese efecto en nuestros días. Quien unge al verdadero creyente desde el día de su conversión y lo sella con el Espíritu Santo, es Dios, sin intermediarios: 2Co 1:21 "Y el que nos confirma con vosotros en Cristo, y el que nos ungió, es Dios” “ilegalmente de EstudiosMaranatha.com

2Co 1:22 "el cual también nos ha sellado, y nos ha dado las arras del Espíritu en nuestros corazones".

 Las arras, era lo que en la antigüedad, al no existir documentos escritos para respaldar un acto oficial, se dejaba en prenda para autenticar el compromiso.

Y Dios nos ha dejado el Espíritu Santo a todos los creyentes, también como prueba fehaciente de la seguridad de nuestra salvación eterna, desde el mismo día en que recibimos al Señor Jesucristo en nuestros corazones.

Rom 8:16 "El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios".

Dios ha sido categórico y no se puede contradecir, Él ha declarado en Su Palabra: "Dios no da el Espíritu por medida". Por lo tanto, esa doctrina de la "doble unción" o la "triple unción" es una enseñanza falsa, espuria, adulterada de las Sagradas Escrituras.

 

Pienso que con esta brillante explicación de JACK FLEMING, no es necesario agregar nada más para poner al descubierto la falacia del “pastor” Ricardo “Richie” Pugliese.

 
En la próxima publicación, nos ocuparemos de la parte final de lo que escribió Pugliese sobre el “fluir de la unción”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario